OTOPLASTIA ( Orejas en soplillo)

¿Que es una otoplastia?

 

La otoplastia, o cirugía de las orejas, es aquella intervención destinada a corregir y reponer las orejas prominentes. Estas se conocen coloquialmente como "orejas en soplillo o en cubo de asa". La intervención se suele realizar principalmente en niños a partir de los 7-8 años de edad, o antes si el niño tiene problemas en su ambiente, y en personas adultas a cualquier edad.

¿Quién es el candidato ideal para una otoplastia?

NIÑOS:

 

Se recomienda a los padres que observen a sus hijos, como se comportan en relación a sus orejas. Lo más indicado es no insistir a los niños sobre la posibilidad de la intervención hasta que ellos lo deseen ( es decir, que se quejen de sus orejas).


Es importante conocer las expectativas y los potenciales resultados en función de la características de cada paciente. Con la otoplastia se pretende conseguir una mejoría, pero nunca la perfección. Para ello el caso se estudiará a fondo conjuntamente y si es preciso una psicóloga de nuestra clínica de Pamplona evaluará al niño

 

En la primera consulta en nuestra consulta de la Clinica San Fermín de Pamplona, realizaremos una evaluación de los problemas y de las posibles soluciones. Se explicará el procedimiento y se darán las instrucciones para la intervención.

ADULTOS:

 

El candidato ideal es el paciente emocionalmente estable, con algún déficit en el desarrollo del pabellón auricular que hace que sus orejas sean prominentes, y que desee mejorar su imagen. Siempre teniendo unas expectativas realistas de la situación.

 

Como en niños lo mejor es acudir a una valoración en nuestra consulta de la Clínica San Fermín de Pamplona, donde le resolveremos todas las dudas de su caso concreto.

¿Donde se realiza la intervención?

La intervención se realiza en los quirófanos de nuestra clínica en Pamplona. En función del tipo de anestesia, el procedimiento normalmente se realiza de forma ambulatoria, pero en ocasiones es preciso una noche de ingreso hospitalario.

 

Anestesia:

 

Si el niño es pequeño, el cirujano plástico le recomendará realizar la intervención bajo anestesia general. Para niños mayores y adultos, se empleará anestesia local asociada o no a sedación, de manera que esté despierto durante la cirugía, pero relajado. En estos casos la intervención se realiza de forma ambulatoria y el paciente se puede ir a casa tras el procedimiento.

 

La cirugía.

La intervención de otoplastia suele durar unas 2 horas, aunque en casos concretos y complejos puede durar mas. Normalmente se realiza una incisión en la parte posterior de pabellón auricular para exponer el esqueleto cartilaginoso. Posteriormente se remodela el cartílago mediante suturas que nos mantendrán la nueva forma. Si es preciso se extirpará parte del cartilago para favorecer el reposicionamiento de la oreja de una forma natural. Finalmente  se extirpa una elipse de piel y se cierra la herida con una sutura que queda escondida tras las oreja

El postoperatorio.

La mayoría de los pacientes, niños y adultos, se encuentran bien a las pocas hora de la intervención. Pueden tener molestias que se alivian con la medicación pautada. Se coloca un vendaje alrededor de la cabeza que a los pocos días se cambia por una cinta de pelo. El paciente debe evitar actividades en las que puedan afectarse o doblarse las orejas.

 

Normalmente los adultos pueden volver al trabajo a los 2 días  de la intervención. En niños se recomienda que estén unos días más sin ir al colegio debido a los accidentes escolares que puedan ocurrir.

Concertar cita en PAMPLONA.

CLÍNICA SAN FERMÍN

 

Avenida de Galicia 2A

31003 Pamplona

 

Teléfono:  948 235 850